El buen clima del verano permite disfrutar aún más del jardín por lo que es importante acondicionarlo y tenerlo en las mejores condiciones antes de que llegue esta estación. Para preparar el jardín es necesario tener en cuenta muchos aspectos importantes además de la propia jardinería, pues realizar reparaciones o implementar nuevas reformas permitirá disponer de un entorno ideal.

 PREPARAR-JARDIN-VERANO

Cómo preparar el jardín para el verano

A continuación, ofrecemos una serie de consejos para poder preparar de forma eficiente el jardín para el verano, teniendo en cuenta aspectos como la decoración, el mantenimiento o la jardinería.

 Controlar los tiempos de riego

El agua es la vida de todo jardín por lo que es importante ajustar los tiempos de riego para que plantas, flores y árboles lleguen en las mejores condiciones a los meses más calurosos del año.

 

En verano el jardín necesitará una mayor cantidad de agua por lo que es importante implementar un buen sistema de riego automatizado o programar un sistema apropiado de riego manual para estos meses del año.

 

Construir zonas de tránsito y descanso apropiadas

Para poder estar en el jardín cómodamente y disfrutar del frescor y del verde que lo caracteriza es importante, tanto de tránsito, como de descanso, que sean apropiados. Crear espacios naturales, separados de otros más funcionales puede ser la solución para esos momentos compartidos con familia y amigos alrededor de una buena mesa.

Por ejemplo, con las tarimas para exteriores se pueden crear zonas apropiadas para instalar muebles de jardín, como pueden ser sillones, mesas y sillas de exteriores. Las tarimas de jardín, además de proporcionar un espacio cómodo y agradable, también ayudan a crear una decoración ideal que potencia la belleza del conjunto.

Otro elemento muy interesante para construir zonas ideales en un jardín son las traviesas de jardín. Se pueden emplear para distintas funciones, como por ejemplo:

  •  Delimitar zonas del jardín como pasillos.
  • Crear escaleras para acceder de forma más cómoda a distintos niveles del jardín.
  • Construir zonas para cultivos o plantas a distintas alturas.
  • Crear diseños originales y atractivos que mejoren la imagen que proyecta el jardín.

Eliminar las malas hierbas

 Antes de que llegue el verano es importante eliminar las malas hierbas que puedan haber crecido en el jardín. De esta manera se evitará que estas hierbas consuman recursos de las plantas y flores en verano, garantizando que su salud sea la mejor cuando la temperatura es más alta y exigente.

Para eliminar las malas hierbas es importante no utilizar productos químicos que puedan llegar a afectar a las plantas o árboles del jardín. Un buen trabajo manual con guantes y herramientas apropiadas, es la mejor solución para acabar de manera eficiente con ellas.

Preparar la tierra

 

La tierra del jardín es un elemento básico del mismo que puedes preparar y mejorar antes de que llegue el verano. Remover la tierra para airearla es una de las acciones más interesantes que puedes implementar, proceso en el cual se eliminarán los posibles terrones formados durante el invierno (con una buena azada este trabajo se realiza de forma rápida, sencilla y eficiente).

 

Si se dispone de zonas con césped en el jardín, es importante cortarlo de forma apropiada, e implementar los tratamientos de tierra y resiembra en las zonas deterioradas o con calvas. Durante el verano, el corte del césped debe realizarse con una mayor altura pues así se conseguirá más sombra para el suelo, manteniéndolo más húmedo y sano.

 

Añadir abonos orgánicos en forma de mantillo o compost es una buena práctica antes de que llegue el verano, pues garantiza que la tierra será rica en los nutrientes que necesita la vegetación. Este tipo de abono también facilita un mejor enraizamiento y evita que las plantas se deshidraten fácilmente.

 

Utilizar materiales para exteriores

Cualquier reforma que se realice en el jardín con vistas al verano debe realizarse teniendo en cuenta las altas temperaturas y el mayor impacto de los rayos solares durante esta época.

  • Los muebles de jardín que se instalen deben ser especialmente construidos para exteriores, con materiales capaces de resistir las altas temperaturas y la incidencia de los rayos ultravioletas.
  • Los elementos de madera que se implementen, bien sean sillas, mesas, traviesas de madera o tarimas de jardín, deben ser de maderas que resistan la humedad y los cambios de temperatura, pues así tendrán una mayor durabilidad y presentarán un aspecto ideal durante mucho más tiempo. Además es conveniente aplicar tratamientos para exterior y realizar un mantenimiento básico de los elementos de madera para exterior.
  • Utilizar algunos elementos para el jardín de ratán sintético y otros componentes plásticos para exteriores también es una buena decisión, pues tienen un costo ajustado y una gran durabilidad.

Cuando la temperatura es más favorable como ocurre durante el verano, el jardín se convierte en una de las zonas de la casa ideales para pasar más tiempo. Preparar el jardín para el verano es una gran idea para que esté en las mejores condiciones y así poder disfrutar de veladas inolvidables y agradables en él.

Con los consejos que hemos comentado anteriormente podrás dejar listo tu jardín para el verano y disfrutar de esos ratos al sol o a la sombra con comodidad.